Blogs

Jesús Serrera

A Capella

Diego, a la espera de confirmación

“No hay ninguna duda, ni  inquietud, ni tampoco ‘plan B’: Nacho Diego será el candidato”. En la cúpula del PP de Cantabria se constata una contundente y unánime seguridad de que el presidente del Gobierno regional y del partido será de nuevo el número uno de la lista popular en las elecciones autonómicas de mayo. Las vicisitudes del ‘caso Aquagest’ –la estancia de Diego en un balneario asturiano que pagó esa empresa y que es investigada por el Tribunal Supremo– han alimentado las especulaciones de algunos medios nacionales sobre las dudas de la cúpula nacional del PP al respecto. La parsimonia y la opacidad que caracterizan la toma de decisiones de Mariano Rajoy favorecen la incertidumbre.
Los dirigentes populares admiten que hay ‘marejadas’ para la designación de candidatos en algunas comunidades y capitales, como en Madrid, en la Comunidad Valenciana o en Asturias; allí donde se han producido fracturas internas o donde se temen batacazos electorales especialmente graves, pero opinan que Cantabria no entra en esos dos registros. Por lo demás, el PP cántabro cree que el ‘caso Aquagest’ no tendrá gran recorrido judicial y se muestra razonablemente seguro de que será archivado en una fase inicial del procedimiento. Esa es, en realidad, la clave de todo. Pero tampoco se llaman a engaño y ya están hechos a la idea de que el asunto del balneario será uno de los filones más explotados por la oposición.
Ignacio Diego se muestra confiado y prepara su intervención programada en la Convención Nacional que el PP celebrará en Madrid el próximo fin de semana. También el alcalde de Santander, Íñigo de la Serna, será ponente en este encuentro que supone el pistoletazo de salida de la campaña para las elecciones autonómicas y municipales, una vez que Rajoy ha puesto a Carlos Floriano al frente de las operaciones.
Una amplia delegación del PP de Cantabria asistirá a la convención que alumbrará un manifiesto electoral, pero en principio no despejará las incógnitas de los candidatos autonómicos. Eso sucederá en febrero, en actos diferenciados para presentar a los números uno en las autonomías y en las capitales y ciudades importantes.
Será entonces cuando el PP intensifique la campaña, que será coordinada por la número dos en el Gobierno y en el partido, María José Sáenz de Buruaga, como en las dos citas victoriosas del año 2011. La prioridad no serán los actos multitudinarios sino expandir el mensaje a toda la geografía regional. Y desde luego, movilizar hacia las urnas a los muchos partidarios que se quedaron en casa en las elecciones europeas.
El PP admite sin tapujos que renovar la mayoría absoluta será muy difícil, pero ven factible la posibilidad de permanecer en el poder como partido más votado en las intrincadas matemáticas que auguran un Parlamento de al menos cuatro fuerzas políticas y con Podemos muy remiso a las alianzas con cualquier sigla de la ‘casta’.
Los populares confían en que acompañe la evolución del paro en los próximos meses, en terminar Valdecilla, en que avancen las infraestructuras que paga el Estado, la autovía Solares-Torrelavega y la conexión ferroviaria con Madrid, y los proyectos propios como los teleféricos. Y, por supuesto, en el poderío de una estructura regional que cuenta con 58 de los 102 alcaldes de Cantabria.
Más allá del desgaste inherente a la gestión en tiempo de crisis y de los casos de corrupción que han sacudido al PP en toda España, los populares se apuntan al optimismo: si cuatro años atrás lograron la histórica mayoría absoluta desde la dura oposición, ahora llegan a las elecciones con el poder de maniobra que confiere estar en el Gobierno.
El que ya está en campaña intensiva es Íñigo de la Serna, con el desarrollo de proyectos, eventos y, sobre todo, muchas obras; esa teoría de que las protestas de los vecinos por las molestias se transforman en reconocimiento y votos cuando estén terminadas en vísperas de las elecciones.
Después de mucho tiempo, el alcalde ha comparecido en la sede del PP para presentar una nueva web (delaserna.es), en la que no figura como candidato, porque técnicamente todavía no lo es, pero será una herramienta de campaña, con un blog personal como elemento destacado.
Íñigo de la Serna y su equipo no se fían de la potencia demostrada en los anteriores comicios –18 de los 27 concejales– e insisten para mantener la tensión alta en que al PP no le resultará fácil renovar la mayoría absoluta en Santander. No tanto porque los dos partidos que actualmente forman la oposición –PSOE (5) y PRC (4)– puedan experimentar un crecimiento muy sensible, como por el espacio prometedor que se abre para la izquierda radical.
Podemos no se presenta con sus siglas a las municipales, pero alienta una agrupación de electores, por el momento de muy incierta configuración, a la expectativa de que fragüen o no las negociaciones del partido de Pablo Iglesias con IU y Equo, o quizá con algún otro grupo político.

Temas

Crónica, opinión y análisis de la actualidad. Con todas las voces, sin acompañamiento instrumental

Sobre el autor

Bilbao. Licenciado en Ciencias de la Información por la Universidad del País Vasco. En El Diario Montañés desde 1982. Subdirector. Sobre este blog: Crónica, opinión y análisis de la actualidad. Con todas las voces, pero sin acompañamiento instrumental. Se agradecen las sugerencias para mejorar el repertorio.

January 2015
MTWTFSS
   1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031