Blogs

Jesús Serrera

A Capella

Más primarias que candidatos

 

 

 

Hace ya treinta años desde que, a mediados de los ochenta, se desató la batalla interna en el PSOE de Cantabria. Tres décadas de victorias y derrotas en la pugna por el liderazgo en los sucesivos congresos, en asambleas y múltiples escaramuzas, con un puñado de nombres históricos, intercambiables a lo largo de los años entre las trincheras del oficialismo y el sector crítico. Las elecciones primarias que acaba de aprobar el PSOE consagran esa pelea interna como una fórmula arriesgada de revitalizar un partido en declive, acentuado en Cantabria durante los ocho años de coalición de Gobierno con el PRC. Las primarias y sus normas despiertan expectativas, apoyos y decepciones entre la militancia socialista. Lo que no está claro es cuanto ánimo queda para el combate.
Los socialistas cántabros tendrán hasta siete citas con las primarias a lo largo del otoño. En septiembre se dilucidará el candidato/a a la Presidencia del Gobierno de Cantabria, y en los mismos días, los aspirantes a las alcaldías de Santander, Torrelavega, Castro Urdiales, Camargo y Piélagos, los cinco municipios de más de 20.000 habitantes. En esa instancia local se ha rebajado el límite previsto de 50.000 habitantes que sólo superan los dos primeros municipios.
El reglamento contempla para estos casos primarias cerradas, sólo para militantes, por decisión de la ejecutiva federal que lidera Alfredo Pérez Rubalcaba, que apoyan buena parte de los ‘barones’ territoriales. El argumento es que esa restricción reduce el riesgo de que factores ajenos –campañas organizadas por intereses políticos y/o empresariales– puedan contaminar el funcionamiento y la esencia política del partido, sobre todo en comunidades o ciudades de afiliación reducida. No es descartable, en todo caso, que alguna federación territorial pida la apertura de las primarias autonómicas. También las reclama aquí el sector crítico –por medio de Rosa Inés García–, pero la dirección se apunta al criterio del Comité Federal. En todo caso, el procedimiento de primarias en Cantabria será debatido por el conjunto de las agrupaciones, según el acuerdo al que llegó ayer el Comité Regional.
Sí serán abiertas las primarias para la elección del candidato/a a la Presidencia del Gobierno de España, en noviembre. Los militantes –entre 3.500 y 4.000 en Cantabria– y los simpatizantes censados podrán votar directamente, mientras que el resto de los interesados en participar deberán inscribirse y pagar dos euros.
Pero la profusión de convocatorias de primarias en Cantabria no significa que finalmente vaya a haber competencia en todas ellas. Faltan todavía ocho meses, pero la perspectiva es más bien la contraria. Para empezar, no se atisba por el momento un rival para la secretaria general, Eva Díaz Tezanos, en las primarias autonómicas. En los últimos años, los candidatos alternativos al oficialismo han sido la exalcaldesa de Torrelavega, Blanca Rosa Gómez Morante, que acaba de ser expulsada del partido, y el diputado regional Francisco Fernández Mañanes, que transita ahora el camino de retirada de la primera línea de la política, de no ser que sus partidarios logren convencerle –ya lo están intentando– de que siga en la brecha. Al sector crítico le queda tiempo para buscar otro liderazgo y armar una estrategia, pero no será fácil.
En Torrelavega, Lidia Ruiz Salmón se ha comprometido a convocar primarias, a pesar de que su condición de nueva alcaldesa le ayudaría a eludir el trámite. Pero, una vez que Gómez Morante está fuera del partido, no es probable que las otras ‘familias’ socialistas disputen a la regidora el cartel electoral en 2015. Sería tanto como poner en duda desde dentro del partido que Ruiz Salmón, a los ocho meses de haber llegado a la alcaldía por una controvertida moción de censura y desde el número 4 de la lista, no es la mejor opción para el PSOE de Torrelavega. No, sería demasiado.
Santander es el territorio más propicio para las primarias. Es en la capital donde el debate interno ha tenido tradicionalmente mayor efervescencia porque también es donde hay más militantes –el millar se ha reducido a unos 700– y unos 2.000 simpatizantes censados. El oficialismo baraja varios nombres para la candidatura de Santander sin haber tomado todavía ninguna decisión, y entre los críticos también hay opciones diversas. En Castro Urdiales, en Camargo y Piélagos, con militancias muy limitadas, también hay dudas de que haya pugna interna.
A la espera de la tendencia que marquen las elecciones europeas, en el PSOE de Cantabria, en la dirección y también entre los disidentes, se abonan a la esperanza de que las primarias ‘agiten’ positivamente, como sucedió en Francia, la vida de un partido que vive sus horas más bajas. Desde la victoria de Eva Díaz Tezanos en el Congreso regional de 2012, en el PSOE se ha constatado una mayor paz interna, pero no resulta fácil sacudir el desánimo. Los intentos de revitalizar las agrupaciones y de integrar a algunas voces disidentes han tenido por el momento un resultado desigual y la consecución de la Alcaldía de Torrelavega ha tenido el alto precio de la fractura interna. Las primarias suponen una buena oportunidad de relanzamiento, pero también entrañan riesgos.

Temas

Crónica, opinión y análisis de la actualidad. Con todas las voces, sin acompañamiento instrumental

Sobre el autor

Bilbao. Licenciado en Ciencias de la Información por la Universidad del País Vasco. En El Diario Montañés desde 1982. Subdirector. Sobre este blog: Crónica, opinión y análisis de la actualidad. Con todas las voces, pero sin acompañamiento instrumental. Se agradecen las sugerencias para mejorar el repertorio.

January 2014
MTWTFSS
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031