img
El Annus Horribilis del Barça
img
@TabernaMou | 03-04-2014 | 08:41

Los teóricos de las conspiranoias varias están crecidos con la última del Barça. Y Florentino aumentando su numeroso club de fans en Barcelona, porque es el presidente madridista quien está también tras la sanción de la FIFA, ¿no? Es admirable el poder que acumula este hombre. Si el día tuviese 30 horas en lugar de las 24 actuales, se le quedarían cortas. No sabemos, de verdad, de dónde saca tiempo para presidir el Madrid, dirigir ACS, lanzar OPAS, hostiles o amistosas, según el momento, a empresas de todo tipo; malmeter entre la prensa para filtrar que los enemigos usan combustible prohibido, manejar a los árbitros de la Federación y, por lo que se ve, también influir en la FIFA para meter un buen paquete a los catalanes por sus malas artes al contratar a las recién destetadas estrellas mundiales del fútbol. Y no nos olvidamos de la vertiente política, claro está, con la caverna centralista que odia a todo lo catalán y que lanza sus misiles a la línea de flotación del barco insignia del independentismo. Si Moncloa es capaz de sacar a Bruselas dos décimas de déficit, qué no será capaz de conseguir con los fácilmente convencibles miembros de la FIFA. Nothing is impossible.


El Annus Horribilis de la Reina Isabel es una verbena comparado con lo que le está sucediendo al Barça esta temporada. De Especial Cuarto Milenio y con varios capítulos. Que no es muy normal que te quedes sin entrenador en mitad del verano, ver desfilar camino del Juzgado a tu gran estrella acusado de defraudar al fisco, tener que hacer un striptease con las cifras, cláusulas, pelos y señales del el contrato de otro de tus jugadores más mediáticos; imputaciones para dar, tomar y regalar de la Audiencia Nacional por delito fiscal; un presidente dimitido por todo lo anterior; un capitán que deja el fútbol acosado por las lesiones y, para traca (no nos atrevemos a decir que final, que aún estamos en abril y esto puede dar todavía mucho juego), esto de la FIFA. Elisabeth, querida, de verdad, no sabemos de qué te quejas. La pregunta del millón es si todo este relato de calamidades es fruto de una operación orquestada al milímetro para desestabilizar a un club de fútbol que ha dominado, asombrado y conquistado el mundo con su juego, o si se trata de algo más vulgar, como que te han pillado con las manos en la masa y te las están devolviendo todas de golpe. Buena pregunta.

Es creencia extendida y común que el fútbol vive en un mundo aparte de contratos multimillonarios opacos, ayudas públicas encubiertas, presupuestos irreales, tratos de favor, chanchullos económicos de muy dudosa reputación y prácticas para adquirir a jugadores jóvenes que poco tienen que envidiar a los métodos de la Mafia. La FIFA, que no es precisamente un ejemplo de buenas prácticas (véase la adjudicación de los Mundiales de Brasil, Rusia o de Qatar) ha sancionado una práctica desgraciadamente habitual por la que los equipos que invierten tiempo, recursos y dinero en formar a las jóvenes promesas se ven asaltados por los todopoderosos clubes europeos que, con todo tipo de artimañas, ‘roban’ con total impunidad estas joyas sin pasar por caja. Hasta ahora. La verdad es que en el hipotético caso de que todo esto sea una conspiración, están dando muchas facilidades al enemigo, ¿no?

Sobre el autor @TabernaMou
¡Bares, qué lugares! Tres cosas tienen en común estos templos del saber: la ensaladilla fosilizada, una buena estaca disuasoria para los simpas y las apasionadas discusiones deportivas. Esto quiere ser la Taberna de Mou, un lugar de encuentro para hablar de deporte sin límite de edad, sexo y condición. Bienvenido, te estábamos esperando

otros blogs del mundial