Skip to content

Wiggins, a por su cuarto oro olímpico

2012 July 31
por
Está siendo el año del ciclismo británico, o más concretamente del inglés. Lo primero que se nos viene a la memoria es lo sucedido en el Tour, donde una formación inglesa, Sky, ganó seis etapas, con tres corredores ingleses, Mark Cavendisk, Chris Froome y Bradley Wiggins, a los que se añade un escocés. David Millar. En tota,l siete triunfos individuales. Si miramos la temporada, en un ciclismo cada vez más anglosajón, nos encontramos con que Wiggins ha sido el gran dominador del año con sus victorias en la París-Niza, la Vuelta a Romandía y el Dauphiné Liberé, a lo que se añade la guinda del Tour. Gran Bretaña ha puesto muchas espreranzas en sus Juegos Olímpicos. Le fallaron los planes en la prueba en línea, que no el trabajo, y no pudieron vencer con Mark Cavendisk. Les queda otra oportunidad, sin olvidarnos de la medalla conseguida en féminas, la de Bradley Wiggins en la contrarreloj. Es el gran favorito para imponerse en esos 44 kilómetros, pero no tiene ganado el oro antes de correr. Una contrarreloj aislada, como puede ser la de un Campeonato del Mundo, es distinta a la crono de una prueba de una semana o de tres semanas. ¿Las razones? Que pesan los esfuerzos que se van acumulando y también el tipo de terreno que han pasado los ciclistas. Fabián Cancellara y Tony Martín deben de ser más rivales que lo que hubieran podido ser en el Tour. No disputaron la última crono de la prueba porque ya había abandonado. Para Wiggins, que puede paliar la decepción que se llevaron los ingleses con  Cavendish, es una oportunidad única de entrar de lleno en la historia. No ha habido ningún corredor que haya ganado tres oros olímpicos en pista, en las pruebas de persecuión individual y persecución por equipos, y haya sido campeón olímpico de contrarreloj.  Si lo consigue será algo único y también muy difìcil de volver a conseguir. Nadie lo ha logrado. Wiggins y los responsables ingleses lo saben. Con Cancellara tocado y Tony Martín saliendo de una temporada llena de problemas, lo puede lograr. Las opciones de Luis León Sánchez y Jonathan Castroviejo pasan por lograr meterse, en el caso del primero, entre los cinco mejores. Eso sería un éxito. Fue tercero en la última contrarreloj del Tour, es cierto, pero Cancellara y Tony Martín estaban ya en su casa. Y no nos olvidemos de Froome, que sabe que no puede ganarle a Wiggins en  una crono, pero lo va a intentar.