CAMBIO CLIMATICO. PARDIEZ, MIRAD LO QUE NOS VIENE.

ómo afectará al planeta y a España

Según Jorge Olcina, responsable del Laboratorio de Climatología de la Universidad de Alicante,
los efectos del cambio climático en general se manifestarán en un
aumento de las temperaturas, un descenso de la cobertura de nieve y
hielo del planeta y una subida del nivel de mar.

Asimismo, según Antonio Ruiz de Elvira,
Catedrático de Física de la Universidad de Alcalá de Henares y experto
en cambio climático se cambiarán en general los patrones de la
circulación de los vientos y por tanto de las lluvias.

En
España, según Olcina, a estos efectos “se unirá el aumento del carácter
extremo de nuestro clima, con olas de calor, sequías, lluvias
torrenciales, etc., más frecuentes de lo normal, y por tanto, aumentará
el riesgo para la población”.

Según Ruiz de Elvira, si seguimos
emitiendo CO2 al ritmo actual, “España se hará inhabitable a partir de
2070″. El proceso “ya está en marcha y se irá intensificando durante
los próximos 20-30 años”, y concreta alguno de los aspectos de este
clima “extremo”:

  • Disminución sistemática de la lluvia suave y aumento de las lluvias torrenciales y el número de ciclones y semi-huracanes.
  • Aumento
    notable de la sequía ya permanente en las cuencas de Jucar y Segura,
    que afectará seguidamente a las del Tajo, Guadiana y Guadalquivir,
    llegando a la del Ebro hacia 2050. En la costa mediterránea, el aumento
    de la temperatura unido a la deforestación masiva ya está produciendo
    sequías muy largas intercaladas con inundaciones torrenciales.
  • En
    las zonas de interés para España, en el sur del Sahara, el Sahel, se
    producirá una disminución sustancial de la lluvia y un aumento de la
    desertización, de manera que unos 100 millones de personas se verán
    obligadas a emigrar.

Heikki Willstedt, experto de WWF/Adena en Energía y Cambio Climático, añade algunas consecuencias negativas más:

  • Reducción de glaciares: A principios del siglo cubrían 1.700 Hectáreas; ahora llegan a las 500 Has.
  • Cambios
    en la Naturaleza: En el desplazamiento de especies, como las encinas y
    hayas de Montseni o el Pino Albar de Sierra Nevada; en los hábitos
    migratorios de aves, “que llegan antes y se van más tarde, o han dejado
    de irse”; o en los períodos de floración de las plantas.
  • Incremento
    de los incendios forestales: En la última década se ha quemado el
    equivalente a la superficie de la Comunidad de Madrid, liberando además
    80 millones de toneladas de CO2.
  • Pérdidas agrícolas: En 2003 ascendieron a 1.000 millones de euros, según las Organizaciones del sector.
  • Evaporación de humedales, con repercusiones en Parques como Doñana o Daimiel.

España se hará inhabitable a partir de 2070

José
Antonio López, jefe del Servicio de Climatología del Instituto Nacional
de Meteorología (INM) y uno de los 23 científicos españoles que
intervinieron en el último informe del IPCC, afirma que ninguna región
del mundo se va a librar del cambio climático, pero los efectos serán
diferentes en cada una. En España, explica, las variaciones se
apreciarán más en verano que en invierno, con severas olas de calor,
similares a las de 2003, que pueden repetirse cada cinco años.

Y no
sólo los científicos avisan de las nefastas consecuencias.
Recientemente, el Ministerio de Medio Ambiente daba a conocer el Informe sobre Escenarios Climáticos para España que se presentó al Consejo Nacional del Clima, un organismo interministerial creado específicamente para combatir el problema.

Según este informe, a finales de siglo la temperatura máxima en julio podría aumentar hasta 8º C más en amplias regiones de la Península,
exceptuando las zonas costeras, que tendrían subidas de entre 4 y 6º C.
Las precipitaciones, por su parte, se reducirán en la mitad sur de la
Península Ibérica hasta el 40% en este siglo.

Por su parte, el
Gobierno Vasco encargaba al experto británico del IPCC Anil Mardandya
un informe sobre las consecuencias del cambio climático en Euskadi.
Según el estudio, dado a conocer recientemente, los costes económicos de una inundación importante previsible en Bilbao se incrementarían en un 56%.

No
obstante, según Jorge Olcina, no se sabe bien cómo va a ser el
comportamiento de las precipitaciones o la subida del nivel del mar. En
cualquier caso, afirma, “lo peor podrá ser el aumento de los fenómenos violentos, porque el ser humano y las especies vegetales y animales podrán adaptarse a un cambio térmico más o menos paulatino”.

Qué ha cambiado ya en el planeta

El informe AR4 cita específicamente los siguientes cambios que llevan produciéndose durante los últimos 100 años:

  • Aumento de la temperatura terrestre de 0,74º C, mientras que en el Ártico se ha incrementado el doble que la media global.
  • El
    hielo del Ártico ha decrecido un 3% por década, mientras que las
    cubiertas de hielo de Groenlandia y la Antártida han contribuido al
    aumento del nivel del mar de 0,41 milímetros por año durante 1993-2003.
  • Aumento
    significativo de la sequía en el Sahel, Mediterráneo, sur de África y
    partes del sur de Asia, y en general en los trópicos y subtrópicos, y
    un incremento de las precipitaciones en las zonas orientales del norte
    y sur de América, norte de Europa y norte y centro de Asia.
  • Incremento
    en frecuencia e intensidad de los eventos climáticos extremos,
    incluyendo inundaciones, olas de calor o ciclones tropicales.

CAMBIO CLIMATICO.

PROPONGO SOLAMENTE COMO MENCION INFORMATIVA UNA INTERESANTE ACTIVIDAD. SE TRATA DE LA COCINA SOLAR. ASI COMO SUENA ACOJONA, PERO ES DE LO MAS SIMPLE. ME GUSTARIA QUE LO INTENTASEIS SIGUIENDO LAS INSTRUCCIONES QUE SE PRECISAN EN ESTA PAGINA QUE DARÉ. ESTA ES UNA MANERA MUY SIMPLE DE REALIZAR UN CONSUMO DE ENERGIA MAS EFICIENTE Y GRATUITA, LLEVADA A CABO CON RESPONSABILIDAD. OTRA APLICACION QUE PUEDE TENER ES LA DE INVERNADERO CASERO, PUES SE CONCENTRA GRAN CANTIDAD DE CALOR PARA PLANTACIONES QUE ASI LO REQUIERAN AUMENTANDO EL RENDIMIENTO.

http://solarcooking.org/plans/default.htm

A día 16 de febrero de 2006. Invierno.

Lo dije el otro día, al comentar que hubo un temporal padre que nos puso a todos los pelos de punta y gracias a Dios que no fue nada más. Pues bien, predije, pura suerte, que al día siguiente, con el currículum climatológico de Cantabria habría sur. Y vaya, cómo estamos desgraciando nuestro verde y húmedo clima porque justamente hubo sur y alcanzamos los 24 grados centígrados en Cantabria y en invierno. Y eso teniendo en cuenta que el día anterior hizo malo que te cagas. Y hoy, mira por donde hace un día invernal. Me pregunto qué hará mañana. Qué supondrá al fin y al cabo que cientos de personas dejen las luces dadas por comodidad. Que no cerremos los grifos. Que aceleremos el coche a ciento cincuenta para llegar cinco minutos antes y perderlos luego haciendo zapping. Que pongamos el aire acondicionado y la calefacción a tope, sin acordarnos que vivimos para sentir, tanto frío como calor, y que derrochamos como lo que creemos que somos, cual egoístas somos. Que nos pensemos que estamos aquí porque queremos y no porque la Tierra quiere. Y me pregunto también: ¿qué cojones vamos a hacer cuando miremos al cielo esperando agua sin acordarnos lo que una puñetera luz pudo hacer y lo poco que nos hubiera costado ponernos un abrigo, agitar un abanico, salir un poco antes… Es decir, por no haber sido un poco menos gilipollas. Y luego explicarles eso a nuestros hijos y nietos. Me busquen ustedes las palabras, por favor.

Todos podemos frenar el cambio climático

Frenemos el cambio climatico adoptando medidas poco drásticas, pues de lo contrario nuestros hijos no verán nada más que desastres que sus mayores fueron incapaces de paliar por su egoismo.

Podemos frenar el cambio climático si queremos.

A menudo nos preguntamos cómo podemos hacer frenar el cambio climático
que LAS GRANDES EMPRESAS provocan y con ello sólo logramos frustrarnos
aún más. Pues bien, tal vez la solución venga por nuestra parte, y me
explico. ¿Os habéis parado a pensar alguna vez si es necesario gastar
todo el agua que empleamos en ducharnos, en lavarnos los dientes o en
tirar de la cisterna? ¿En la luz que dejamos encendida cinco minutos
por pereza a apagarla? ¿En la televisión encendida y las persianas
cerradas a las cuatro de la tarde? ¿En el supercoche que me compro para
darme el pote y chulearme a ciento cincuenta por la autovía? En tantas
cosas que nosotros mismos hacemos para sumarnos a los tan odiados
empresarios. Nosotros mismos echamos la culpa al de fuera, pues es más
cómodo que asumir nuestros defectos. Así pues, propongo a vuestras
mercedes que tengan en cuenta (otra cosa es que tengan fuerza de
voluntad y pelotas para que no se rían de ustedes) las siguientes
claves (si les digo que a fin de mes se ahorra un diez por ciento se lo
pensarán de otra manera):
-Energía eléctrica. Emitimos cientos de
toneladas de gases contaminates a la atmósfera por el mero hecho de ver
la tele, de escribir en el ordenador, de leer un libro… A veces es
imprescindible. ¿Qué hacer entonces? Muy sencillo, invertir en lámparas
de bajo consumo para las zonas de la casa donde van a estar con la luz
encendida mucho tiempo, como el salón, la cocina, donde también sirven
los fluorescentes. Con las bajo consumo se ahorra hasta un 80% de
consumo, ya que 14 w son 60 w en equivalencia y duran mas si no se
apagan y encienden constantemente. Cascaríamos el balasto.
Apaguen las luces que no se usen y abran las persianas, que no muerden.
-Agua.
Tiren menos de la cisterna si ustedes sólos mean muy de continuo. ¿De
qué sirve mear el mismo sobre agua limpia cada vez si es suyo.
Lávense los dientes con un vaso de agua o sino no dejen el grifo abierto.
Tiren
del agua fría más de vez en cuando, ya que la caldera mete caña hasta
que vacía el tramo de la tubería. Y cuando nos llega caliente ya hemos
seguramente acabado. El agua fría nos hace sentirnos vivos.
Cierren
la ducha cuando se enjabonen, es tirar agua a lo bobo. Si no se hallan,
dejen un hilillo de agua caliente. Y dénle menos presión. Os lo
aseguro, limpia igual.
-Calefacción. Con el agua caliente lo dicho antes. La calefacción a 18-20ºC, ni más ni menos. Es mejor abrigarse, también.
-Reciclen pilas, bombillas de bajo consumo (tóxicas como los fluorescentes porque tienen mercurio por dentro), etc.
-Coche. Úsenlo lo imprescindible. No lo cojan para ir a medio kilómetro. Anden, como se ha hecho siempre.
En
vez de conducir a muchas revoluciones háganlo al mínimo que tire el
coche sin retumbar, es lo mismo y pueden imaginar el consumo. En
autovía vayan a 80 Km/h, llegarán igual si salen primero y consumirá
mucho menos. Realice trayectos que requiera una menor velocidad y
revoluciones. Si les dan las luces que esperen: por las prisas miren
cómo vamos. Además, recorrerán más de cien kilómetros más con el mismo
depósito.
En coches de gasoil dejen el coche al arrancarle cinco
segundos sin pisarle. En gasolina da igual. Y revisen cada mes la
presion de las ruedas, que eso influye en el consumo.
-Papel. Ya
saben, lo del reciclado y eso si puede ser o aprovechar las hojas como
si fuera la última. Por desgracia algún día sucederá, si no inventan
algo nuevo.

En fin, estos sencillos consejos o costumbres nos
pueden ayudar a darle unos años más de vida al planeta y a quienes van
a heredarle. Ayudan a las facturas y tal vez nuestros nietos no nos
recuerden como esos cerdos que no se preocupaban nada más que de su
comodidad. Gracias.

El Diario Montañes

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.